Categorías

Resiliencia en una mente maravillosa, ¡aún en crisis!

Por Sophia de Gallardo

Hoy estamos leyendo estas líneas posiblemente saliendo de una etapa bastante compleja después de una crisis o incluso aún en ella, aunque sabemos que no es permanente nos cambió la vida a todo el mundo, pero yo quiero preguntarte hoy a ti, ¿cómo te cambió la vida a ti? Reflexionemos como éramos antes de la crisis y cómo somos ahora después de la crisis.

Esto nos cambió para darnos cuenta que los problemas de antes, posiblemente ahora ya no son importantes, las rutinas de las cuales te quejabas tanto o incluso del tráfico ya ahora no importa tanto. Estos cambios que hemos sufrido y que nos han llevado a un nuevo nivel de aprendizaje significa tan solo una cosa en tu mente y es que se ha adaptado ante la adversidad de una catástrofe, tragedia, fuentes de tensión significativas, problemas serios de salud, crisis financiera que han causado un alto nivel de estrés, a esto le llamamos resiliencia (Según la American, Psychological Association) y serás capaz de salir adelante a pesar de todo lo que hayas pasado.  

El haber pasado tanto tiempo en casa, nos ha provocado valorar cada aspecto en nuestra vida, como nuestro trabajo, rutina, amigos, familia y pareja, nos hemos enfrentado a  vivir un día a la vez y que a pesar de todas las dificultades y angustia hemos logrado pasar la barrera del dolor emocional hacia la formación de nuevos pensamientos en dónde tienes dos vías; agradecer y aprender de lo ocurrido o seguirte quejando de lo que te ha tocado pasar.

Si la primera opción es tu reacción, tu mente en un tiempo muy corto ha logrado adaptarse a una situación que cambió drásticamente tu vida. Si la segunda opción crees tú que es con la que te identificas por estar con sentimientos como contrariedad, inconformidad, enojo o incluso cuestionando la circunstancia, en ti deseo enfocarme hoy exponiéndote que la queja nos provoca un estado en donde no fluye lo positivo, nos trae pobreza, falta de salud y prosperidad, por lo cual puedes encontrar una vía diferente para encontrar una nueva salida con matices y sobre todo esperanza. 

Vínculos fuertes

Es importante que fortalezcas los lazos de familiares cercanos, amigos y personas importantes en tu vida, que puedan apoyarte, escucharte y puedan fortalecer tu nivel de resiliencia. Algunas personas buscan un grupo de apoyo comunitario que les provea de un espacio para tener esperanza y ayudar a otros que lo necesiten, si necesitas de esta opción al no contar con un espacio seguro para expresarte, busca ayuda, seguro encontrarás un profesional que pueda remitirte a un sitio para que pueda ayudarte a salir adelante.   

Perspectiva

No podemos evitar que sucedan obstáculos difíciles en la vida, no venimos a esta tierra para evitar el sufrimiento y complicaciones, pero sí podemos cambiar la manera de reaccionar ante ellos, fijándonos netamente en el presente y pensando que las cosas mejorarán en el futuro no muy lejano. El principio básico se enfoca en vivir el día de hoy a plenitud, observando que es lo que te hace sentir más confiado y motivado. Así mismo enfócate en lo que puedes cambiar y acepta lo que no te es posible cambiar.

Busque oportunidades para descubrirse a sí mismo

                Como resultado de la lucha contra la adversidad, las personas pueden aprender algo sobre sí mismas y sentir que han crecido de alguna forma a nivel personal, a pesar de haber experimentado tragedias y situaciones difíciles, han expresado tener mejoría en el manejo de sus relaciones personales, un incremento en la fuerza personal aun cuando se sienten vulnerables, la sensación de que su autoestima ha mejorado, una espiritualidad más desarrollada y una mayor apreciación de la vida, en la búsqueda de sí mismos.

Nunca pierda la esperanza

                “Una visión optimista le permite esperar que ocurran cosas buenas en su vida, tratando  de visualizar lo que quiere en vez de preocuparse por lo que teme. En la mayoría de casos la meditación y las prácticas espirituales apoyan a que las personas tengan mejores relaciones interpersonales que involucren a otros”.

“No existe mayor satisfacción que mirar hacia atrás y darse cuenta de que uno ha crecido en autocontrol, criterio, generosidad y acciones desinteresadas”.

-Ella Wheeler Wilcox-

                Las personas que no saben cómo cuidar de sí mismas acuden de forma muy sensata por ayuda y/o terapia y explican que tienen la sensación de estar perdidas, se sienten sin rumbo, bloqueadas y sin capacidad de hacer algo diferente para salir de la situación en la que se encuentran. Lo que ocurre en todos estos casos es que a ha llegado el momento de «cuidar de uno mismo» y no saben cómo hacerlo. Se enfrentan a una tarea que les resulta casi imposible, extraña y no que saben por dónde comenzar.

¿Cómo cuidar de uno mismo después de una crisis?

                Piensa que, si tú estás bien, todas las dificultades que te rodeen serán más fáciles de superar. Además, tienes que aceptar que esta tarea depende de ti mismo. Es decir, si tienes pareja, amigos, familia o hijos, es estupendo si ellos se preocupan por tu bienestar, pero no has de esperar que las personas de tu entorno cuiden de ti, se trata de una labor que has de llevar a cabo por iniciativa propia cada día.

1. Organiza tu entorno, que este represente lo mejor de ti

                Mantener tu casa, habitación, ambiente de trabajo y entorno físico con un orden representa un paso adelante en la tarea de cuidar de uno mismo. El sitio en donde te encuentres tiene que invitar a la estancia y no a la huida. El desorden, la luz escasa y la falta de calidez hacen que nos sintamos incómodos y ello, si lo tenemos cada día, incrementa el malestar psicológico general.

2. Busca un momento de relajación cada día

                Llevamos un estilo de vida en el que «nunca tenemos tiempo». Con lo cual, para cuidar de uno mismo es importante buscar, aunque sea 10 minutos diarios de relax y desconexión, disfrutar de un café o un té, mirar las noticias o las redes sociales en tu móvil sin que nada ni nadie te moleste. Este momento de relajación puede ser por la mañana, por la tarde o por la noche, no importa en qué franja horaria esté, pero tiene que existir sí o sí.

3. Mujer relajada, que ríe a diario

                Recurre a aquello que te haga reír: una serie, películas, un programa de radio o monólogos, da igual lo que sea… Siempre y cuando te haga conectar con tu sentido del humor. El impacto que tiene buscar la risa cada día es muy positivo y se nota en el estado de ánimo. Sé proactivo y acércate a lo que te haga reír; búscalo, no esperes a que toque tu puerta.

4. Aléjate de personas y emociones negativas

                Alejarse de aquello que hace daño es un paso imprescindible para cuidar de uno mismo. Si mantienes relaciones tóxicas o tienes en tu círculo más cercano a personas que te transmiten negatividad, tienes que marcar distancia y ponerles límites. Es bastante difícil cuidar de uno mismo si nos rodeamos de personas que se dediquen a tirar por la borda nuestros esfuerzos por alcanzar el bienestar.

5. Realiza ejercicio físico y si no tienes tiempo… ¡busca el momento!

                El ejercicio físico ha demostrado ser una de las mejores herramientas para ayudarnos a recuperar el equilibro psicológico y mejorar el estado de ánimo. Además de tener beneficios a nivel psicológico, el ejercicio mejorará tu autoestima, te sentirás y te verás mejor, constituyéndose así como una inyección de emociones positivas. Comprométete a cumplir con una rutina semanal de ejercicio, notarás los cambios inmediatamente.

6. Escucha a tus necesidades como persona

                Antes que nada, conecta con tus necesidades, escucha lo que te apetece decir o hacer y sé fiel a ti mismo, esta será una de las mejoras maneras de cuidar de ti. Obviar tus necesidades y priorizar siempre el bienestar de los demás puede ser lo más fácil de hacer en el momento, pero a largo plazo te pasará factura. Se trata de que dediques tiempo a pensar en cómo te sientes, qué quieres, qué es importante para ti y como puedes satisfacer esos aspectos.

                Finalmente, recuerda que cuidar de uno mismo puede ser una tarea difícil e incluso puede ser que como no la hayas hecho nunca no sepas por dónde comenzar.

Licda. Sophia de Gallardo

Psicóloga & Coach de Team Beauty Inspiration

Redes sociales

Comunidad virtual: https://www.facebook.com/Mujeres-Transformadas-106450934774703

Fan page: https://www.facebook.com/beautyinspirationgt

Email: almasophia.perez@gmail.com

Whatsapp: 59998039

Mujeres que brillan y hacen brillar a otras.

Transformando mujeres integralmente a través de

una comunidad de  apoyo, coaching, talleres,

cambio de imagen, cambios en su alimentación e

implementación de nuevos hábitos y mentalidad con

el apoyo de marcas aliadas como

 Herbalife Nutrition ® y red de profesionales. 

proyectos

Comparte la nota en tus redes sociales

Nota escrita por:

Danos tu opinión

Deja el primer comentario

Patrocinadores

Categorías

Fisioterapia, Estetica, Rehabilitacion

Patrocinadores