Categorías

Cuando el trabajo, no es trabajo, sino es una pasión

Decidí redactar este artículo en el mes de febrero, sí, febrero. Un mes que desde que tengo memoria le han etiquetado como el del amor y la amistad. Ahora que reflexionó sobre el amor, este término aplica a tantos ámbitos y uno de ellos, es el de la vocación y en mi caso, profesión.

Recuerdo que desde la preparatoria decía que de grande sería fotógrafa, cuando las maestras me preguntaban que iba a ser de grande y realmente no sé de dónde nació esa inquietud, porque en casa no teníamos cámara fotográfica ni tampoco eran aficionados a capturar momentos a través de la lente de las máquinas de fotos, en aquel entonces eran de rollo.

Ya en la primaria descubrí que las letras se me daban con facilidad, es decir, el escribir con buena ortografía y sintaxis. Tuve maestras que me incentivaron por medio de concursos de ortografía y de redacción, gracias a esos momentos afiancé más mi gusto por la escritura.

Con los años acompañé esta competencia con la afición a la lectura y fue en las novelas de Isabel Allende o de José Milla y Vidaurre donde descubrí la magia de las palabras, las frases bien estructuradas y la puntuación correcta. Ya para esta edad, en magisterio fue cuando me enamoré del micrófono, su proyección y lo maravilloso que se escuchaba mi voz al conducir las actividades estudiantiles y fue justamente en el último año que decidí que sería Locutora Profesional.

Fue así que cursé la carrera técnica en la Universidad de San Carlos. Sin embargo, la vida me tenía preparada una incursión al apasionante mundo del periodismo y allí me reencontré con las letras. Sí, ellas que deben ser redactadas con precisión, coherencia y claridad. Gracias a Siglo 21 por permitirme incursionar profesionalmente como redactora y por darme dos valiosas mentoras, de quienes aprendí a analizar, sintetizar, cuestionar y a escribir con pertinencia.

El periodismo afinó la competencia de redacción, la cual me ha permitido desempeñarme en otros ámbitos profesionales como las relaciones públicas, experta en contratos de comunicación y visibilidad para contratos de cooperación internacional, así como consultora para campañas de corta y mediana duración, y también como docente universitaria.

Las letras han marcado mi trayectoria profesional por más de 17 años, en las que he develado otras facetas de esta vocación, llamada comunicación. Ser comunicadora social ha sido un devenir de muchos valiosos aprendizajes, los que atesoró con mucho agradecimiento y amor. Por ello, digo que mi trabajo, no es trabajo, sino pasión.

En este mes del cariño, les exhorto a tomarse un tiempo a meditar qué los hace felices y a compartirlo con quienes los rodean. Sí, compartir esa pasión que les llena el alma y el corazón, motivándoles a ser una mejor versión de sí mismos.

 Hasta la proxima..!!

Patricia Orantes Alarcón Comunicadora Social

https://www.facebook.com/WOWComunication

patricia.orantes@comunicacionydigital.com

http://www.comunicacionydigital.com/

proyectos

Comparte la nota en tus redes sociales

Nota escrita por:

Danos tu opinión

Deja el primer comentario

Patrocinadores

Categorías

Fisioterapia, Estetica, Rehabilitacion

Patrocinadores