Categorías

Estos son los alimentos que no te conviene tomar en el desayuno

Por: Patricia Rodríguez

No es lo mismo alimentarnos que comer, dice Renata Herrera, sicóloga de la alimentación. La comida más importante siempre será el desayuno, ya que, es lo que tu cuerpo recibe después del ayuno de la noche

Lo que tu organismo ingiere en este momento es procesado de una manera particular: lo que comemos predispone nuestro cuerpo y en mucho nuestro humor, el procesamiento que hagamos del azúcar y el trabajo de nuestras glándulas. Esto que hace que sí sea la comida más importante del día.

Comida rápida: esa mezcla de comida chatarra, las carnes, los aceites e ingredientes mezclados y vaciados en tu pobre estómago no valen ni el costo económico ni la practicidad. Evita de todas las formas posibles comer esto.

Cereales como avena, aunque sean cereales enteros: el problema de ingerir esta opción, es que al considerarlo nuestro desayuno. podemos abusar. La medida o lo necesario para saciar nuestro cuerpo lleva muchos carbohidratos.

Grandes cantidades de fruta: comer grande bowls con pera, plátano, sandía, manzana y algo más, nos parece de lo más nutritivo. Lo acompañamos a veces con jugo, pan y nos sentimos satisfechos al elegirlo.

Cafés preparados: cuando andamos a la carrera, es delicioso pasar a tu lugar especial por tu capuccino, o un moka blanco. Te lo tomas en el vasito de cartón mientras atiendes algún pendiente, y encima, piensas en lo qué desayunarás después. Demasiadas calorias.

Embutidos: Incluyen carne variada que las empresas productoras han desechado de otras ventas: chuleta, pedacera y casi siempre carne de cerdo. En las etiquetas se indica el mayor porcentaje de proteína que contienen, pero casi siempre, se hacen acompañar también de soya, grasa y otras carnes.

Pan o bollería con mantequilla y azúcar: existen pocos panes en el mercado que incluyen fibra. La harina procesada no conserva sus nutrientes y nos aporta calorías huecas que en vez de nutrirnos, nos inflaman y afectan.

Cereales de caja: son prácticos, parece que tienen vitaminas y minerales, pero tienen cantidades excesivas de azúcar, incluso más que galletas, pasetillos comerciales o refrescos. Observemos las cajas y comparemos los números, especialmente si se los damos a nuestros niños.

Tu cuerpo necesita: grasas buenas , verdura y fibra. Proteínas, leguminosas. Algunas opciones sugeridas por los especialistas son: omelette con verduras, aguacate, un smoothie con semillas, una fruta, verduras, o tal vez unos ricos hot cakes de harina de almendra.

Por: Patricia Rodríguez

Editora en Jefe de Revista Femenina

Correo: editora@sholbenmedia.com

proyectos

Comparte la nota en tus redes sociales

Nota escrita por:

Danos tu opinión

Deja el primer comentario

Patrocinadores

Categorías

Fisioterapia, Estetica, Rehabilitacion

Patrocinadores